Escuchar Descargar Podcast
  • 14h10 - 14h30 GMT
    Resto del programa 23/05 14h10 GMT
  • 12H10 - 12H30 TU
    Resto del programa 23/05 12h10 GMT
  • 12H00 - 12H10 TU
    Informativo 23/05 12h00 GMT
  • 10H10 - 10H30 TU
    Resto del programa 23/05 10h10 GMT
  • 10H00 - 10H10 TU
    Informativo 23/05 10h00 GMT
  • 23H10 - 23H30 TU
    Resto del programa 22/05 23h10 GMT
  • 23H00 - 23H10 TU
    Informativo 22/05 23h00 GMT
  • 21H10 - 21H30 TU
    Resto del programa 22/05 21h10 GMT
  • 21H00 - 21H10 TU
    Informativo 22/05 21h00 GMT
  • 16H03 - 16H30 TU
    Resto del programa 22/05 16h03 GMT
  • 16H00 - 16H03 TU
    Informativo 22/05 16h00 GMT
  • 14h10 - 14h30 GMT
    Resto del programa 22/05 14h10 GMT
Para disfrutar plenamente de los contenidos multimedia, necesita instalar el plugin Flash en su navegador. Para poder conectarse, debe activar las cookies en los parámetros de su navegador. Para una navegación óptima, el sitio de RFI es compatible con estos navegadores: Internet Explorer 8 y +, Firefox 10 y +, Safari 3 y +, Chrome 17 y + etc.

La rebelión argentina contra Monsanto

La rebelión argentina contra Monsanto
 
Maíz MON810. AFP PHOTO/Philippe Huguen

Durante mucho tiempo llamada “el granero del mundo”, Argentina cuenta hoy casi 24 millones de hectáreas de cultivos transgénicos: maíz, algodón, y sobre todo soja. Una industria que tiene un nombre: Monsanto.

En 1996, el presidente Carlos Menem autoriza la firma Monsanto a distribuir su soja transgénica. Veinte años más tarde, se cultiva en 70% de las tierras agrícolas y se ha vuelto la primera fuente de ingreso de dólares en el país. Argentina es el primer exportador mundial de aceite y harina de soja, el tercer productor de semillas.

Sin embargo, cánceres y malformaciones se multiplican por culpa de los pesticidas utilizados en los cultivos. Monsanto es el principal productor del herbicida Roundup, cuya sustancia activa es el glifosato.

Simples ciudadanos, madres de familia y estudiantes denuncian esta situación en varios puntos del país. En Malvinas Argentinas, en la provincia de Córdoba, se movilizan para luchar contra la multinacional estadounidense que quiere construir una planta de acondicionamiento de semillas de maíz transgénico a 800 metros de una de las escuelas primarias de la localidad.

Desde septiembre del 2013, estos ciudadanos que se volvieron militantes bloquean la entrada del predio que pertenece a Monsanto.
 

  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. ...
  5. siguiente >
  6. último >
Los programas
 
Lo sentimos, el tiempo de conexión disponible para esta operación se ha terminado.