Escuchar Descargar Podcast
  • 10H00 - 10H10 TU
    Informativo 12/12 10h00 GMT
  • 23H10 - 23H30 TU
    Resto del programa 11/12 23h10 GMT
  • 23H00 - 23H10 TU
    Informativo 11/12 23h00 GMT
  • 21H10 - 21H30 TU
    Resto del programa 11/12 21h10 GMT
  • 21H00 - 21H10 TU
    Informativo 11/12 21h00 GMT
  • 16H03 - 16H30 TU
    Resto del programa 11/12 16h03 GMT
  • 16H00 - 16H03 TU
    Informativo 11/12 16h00 GMT
  • 14h10 - 14h30 GMT
    Resto del programa 11/12 14h10 GMT
  • 14h00 - 14h10 GMT
    Informativo 11/12 14h00 GMT
  • 12H10 - 12H30 TU
    Resto del programa 11/12 12h10 GMT
  • 12H00 - 12H10 TU
    Informativo 11/12 12h00 GMT
  • 10H10 - 10H30 TU
    Resto del programa 11/12 10h10 GMT
Para disfrutar plenamente de los contenidos multimedia, necesita instalar el plugin Flash en su navegador. Para poder conectarse, debe activar las cookies en los parámetros de su navegador. Para una navegación óptima, el sitio de RFI es compatible con estos navegadores: Internet Explorer 8 y +, Firefox 10 y +, Safari 3 y +, Chrome 17 y + etc.

Los límites del acuerdo entre EEUU, Canadá y México

Los límites del acuerdo entre EEUU, Canadá y México
 
El presidente estadounidense Donald Trump en Hialeah (Floride), el 16 abril de 2018. REUTERS/Kevin Lamarque

Para Donald Trump se trata del acuerdo “más balanceado de la historia” de Estados Unidos. Para sus socios, Canadá y México, no tanto. El AEUMC que sustituirá al NAFTA, que desde hace 25 años regía las relaciones comerciales en América del Norte, prevé proteccionismo en la industria automotriz estadounidense y apertura del mercado canadiense de la leche y quesos. Pero los analistas advierten de que se trata de una victoria pírrica para Estados Unidos porque el acuerdo tiene límites: se encarecerán los vehículos y se instalará la incertidumbre porque el tratado tiene fecha de caducidad.

“Una vez que lo apruebe el Congreso, este será el acuerdo más moderno, actualizado y balanceado de la historia de nuestro país”, así celebraba el  presidente de Estados Unidos, Donald Trump, la culminación este domingo de un año de ásperas negociaciones con México y Canadá para dar luz a un nuevo convenio El Acuerdo Estados Unidos-México-Canadá, el AEUMC, que reemplaza al denostado por Trump NAFTA, que rigió el comercio entre estos vecinos durante 25 años.

“Obviamente los líderes de Canadá y de México han llegado a la conclusión de que es mejor un mal acuerdo que un buen pleito y la amenaza de Estados Unidos de salirse del NAFTA, la amenaza de la Administración Trump de poner aranceles hasta el 25% a los automóviles fabricados en México y en Canadá ciertamente terminó de convencer a las autoridades de Ottawa y México de que era mejor ceder a algunas de las demandas de Estados Unidos a seguir con la incertidumbre”, explica a RFI, Juan Carlos Hidalgo, del Cato Institute de EEUU.

Efectivamente uno de los principales cambios es para la industria automotriz estadounidense. El 75% de los vehículos deberá realizarse en Estados Unidos para venderse en ese país, un 12,5% más que antes y un 45% del vehículo deberá ser fabricado por empleados que ganen al menos 16 dólares por hora. 2,6 millones de autos producidos al año en México o Canadá podrán ser exonerados de este dispositivo.

Otra victoria de Trump, una apertura mayor al mercado de lácteos de Canadá, lo que desató la furia de agricultores de ese país. Mientras Trump celebraba, el primer ministro canadiense Justin Trudeau afirmaba que el convenio sería profundamente beneficioso para su economía y el presidente mexicano Enrique Peña Nieto decía que para todos era “ganar, ganar, ganar”.

Coches caros y tratado con fecha de caducidad

Esta es una victoria pírrica para el presidente Trump. Desde el punto de vista proteccionista se podría argumentar que EEUU sale airoso porque logra ciertas demandas, sobre todo en el sector automotriz, pero este acuerdo va a suponer precios más altos de los vehículos, incluso para los estadounidenses”, analiza Hidalgo.

Otro de los problemas del AEUMC es que tiene fecha de caducidad y esto en economía puede traducirse en mucha incertidumbre en los sectores afectados. “El acuerdo comercial va a revisarse en seis años y podría expirar en diez”, explica el analista económico.  

El próximo paso es la ratificación por parte de los congresos y la firma final. Trump ya ha manifestado que quiere rubricarlo a fines de noviembre con Justin Trudeau y el saliente presidente de México Enrique Peña Nieto, quien cuenta con el visto bueno en el tema de Andrés Manuel López Obrador. La firma podría darse el 29 de noviembre al margen del G20 en Buenos Aires.

  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. ...
  5. siguiente >
  6. último >
Los programas
 
Lo sentimos, el tiempo de conexión disponible para esta operación se ha terminado.