Escuchar Descargar Podcast
  • 16H03 - 16H30 TU
    Resto del programa 11/12 16h03 GMT
  • 16H00 - 16H03 TU
    Informativo 11/12 16h00 GMT
  • 14h10 - 14h30 GMT
    Resto del programa 11/12 14h10 GMT
  • 14h00 - 14h10 GMT
    Informativo 11/12 14h00 GMT
  • 12H10 - 12H30 TU
    Resto del programa 11/12 12h10 GMT
  • 12H00 - 12H10 TU
    Informativo 11/12 12h00 GMT
  • 10H10 - 10H30 TU
    Resto del programa 11/12 10h10 GMT
  • 10H00 - 10H10 TU
    Informativo 11/12 10h00 GMT
  • 23H10 - 23H30 TU
    Resto del programa 10/12 23h10 GMT
  • 23H00 - 23H10 TU
    Informativo 10/12 23h00 GMT
  • 21H10 - 21H30 TU
    Resto del programa 10/12 21h10 GMT
  • 21H00 - 21H10 TU
    Informativo 10/12 21h00 GMT
Para disfrutar plenamente de los contenidos multimedia, necesita instalar el plugin Flash en su navegador. Para poder conectarse, debe activar las cookies en los parámetros de su navegador. Para una navegación óptima, el sitio de RFI es compatible con estos navegadores: Internet Explorer 8 y +, Firefox 10 y +, Safari 3 y +, Chrome 17 y + etc.

En Rusia, un Mundial (in)seguro

Por
En Rusia, un Mundial (in)seguro
 
En vísperas del Mundial, los hinchas colombianos se van acercando a las barreras instaladas por oficiales de la Guardia Nacional Rusa. REUTERS/Gleb Garanich

Con la organización de este Mundial, Rusia pone en juego su imagen ante el mundo entero. Para prevenir incidentes relacionados con el terrorismo o con el hooliganismo, las autoridades han puesto en marcha un importante dispositivo de seguridad. Un reportaje desde Moscú.

Por nuestro corresponsal en Moscú, Xavier Colas

La Copa del Mundo es un proyecto de altura geopolítica para el líder ruso Vladimir Putin: ha sido diseñado para mostrar a Rusia al resto del planeta a la vez como un país capaz de conseguir aquello que se propone y como una nación amigable en la que uno puede emocionarse y soñar.

Gracias al Mundial 2018, se han construido en el país 178 kilómetros de carreteras y ocho estadios. Se han renovado 20 estaciones de ferrocarriles y el gobierno calcula que mientras tanto, se han creado alrededor de 800.000 puestos de trabajo.

El viceministro ruso Arkadi Dvorkovich cree que el evento permitirá a la economía rusa esquivar del todo la recesión. Los trabajos para el Mundial han contribuido con 12.000 millones de euros al PIB ruso en los últimos cinco años. Los economistas piensan que esto debería impulsar la demanda del rublo y aumentar el PIB en un casi un 2%.

Las esperanzas van más allá. El difícil momento que afronta Rusia no es sólo económico. Su imagen se ha deteriorado en los últimos años a raíz de la guerra de Ucrania y las supuestas injerencias rusas en elecciones de países extranjeros. La mala fama de Rusia se ha extendido en los últimos años en el terreno deportivo por culpa de los escándalos de dopaje, que según la investigación contaron con encubrimiento estatal.

Pero surge también otro problema, el de los ultras rusos. En algunos casos son grupos casi paramilitares entrenados para acciones rápidas y violentas. La mayoría de estos fanáticos surgen en los años noventa y recientemente han protagonizado auténticas batallas campales, por lo que la policía prepara un despliegue ingente para tenerlos bajo control.

Los ultras más peligrosos son los del Spartak de Moscú. En el recuerdo de todos están los terribles altercados que se vivieron en Marsella en 2016 entre hinchas rusos e ingleses. También lo vivido hace unos meses, entre aficionados del Spartak y el Atlético de Bilbao.

"No pasará nada", confía una fanática rusa. "Tenemos los fans más bueno y más tranquilos. Por eso no habrá ningún problema". "Todo va estar en su sitio", agrega otro. 

Pero por más que ellos aseguren que habrá buen ambiente, varios medios ingleses han recomendado no viajar al Mundial.

Dos de estos ultras han accedido a hablar con RFI. Seroga es un joven ultra que no quiere dar más señas sobre su identidad.  

"Estoy seguro de que la situación de Marsella no se volverá a repetir", asegura. "En primer lugar, todos los clubes rusos llevan mucho tiempo jugando en las competiciones europeas y no ha habido ningún problema. El año pasado tuvimos la Copa Confederaciones y no hubo ni un sólo conflicto. Creo que las Fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado harán todo a la perfección, y el Mundial en general, después de todo, es un evento alegre."

El líder de los ultras Alexander Shprygin no pudo asistir a ningún espectáculo durante la Copa Confederaciones del año pasado porque dos horas antes del partido inaugural recibió la notificación de tener su Fan ID anulado. Él y otras mil personas no pudieron ingresar a los encuentros a pesar de no contar con ninguna restricción judicial. Esta vez, hay las mismas restricciones.

"Juzgar a todo el movimiento de hinchas por unos incidentes, que a mi parecer no fueron excesivamente masivos, es algo demasiado exagerado", afirma Vladimir, otro ultra veterano. "¿Por qué nadie dice que los hinchas rusos el otro día tomaron con los hinchas ingleses? Conocemos a las personas que en vísperas del partido estaban bebiendo y cantando junto a los ingleses y todo estaba bien." 

Para tener controlados a todos, incluso las fuerzas de seguridad de otros países se van a implicar. Cinco integrantes de las fuerzas de seguridad argentinas se incorporan a un equipo multinacional que trabajará codo con codo con las autoridades locales durante el Mundial.

Lo mismo ocurrirá en el caso de otros países como España: viajan a Rusia varios grupos de agentes especializados en asegurar acontecimientos deportivos.

Los servicios de seguridad rusos, a menudo criticados por sus métodos, intentarán repetir el éxito de los tranquilos Juegos Olímpicos de Sochi 2014. Hace meses que tienen muy vigilados a los hooligans. Seroga confirma incluso contactos. 

Vladimir, por su lado, piensa que es a los extranjeros a los que hay que vigilar. Fuentes del gobierno temen precisamente lo que puedan hacer los británicos, que no están

tan bien organizados pero son numerosos. Seroga también apunta directamente a los ultras ingleses.

Amenaza terrorista

Los ultras no son el único problema de orden público y seguridad. Desde distintas organizaciones se ha solicitado a la FIFA que pida a Rusia que derogue su ley contra "propaganda gay", que viola los requisitos de la propia FIFA en materia de no discriminación. Pero esas exigencias no sirvieron para nada en los JJOO de Sochi 2014.

Más allá del hooliganismo, Rusia teme los atentados, ya que el grupo yihadista Estado Islámico (EI) ha amenazado en varias ocasiones y ha conseguido cometer atentados en su territorio. EI continúa difundiendo amenzas contra Lionel Messi, capitán de la Argentina, y Cristiano Ronaldo, capitán de Portugal.

Todavía reciente está el atentado en el metro de San Petersburgo del año pasado, que dejó 15 víctimas mortales y varios enfrentamientos en el Cáucaso Norte. El mes pasado hubo un atentado en una iglesia en Grozny, la capital de Chechenia, donde se concentra la selección egipcia.

Los rusos no quieren desvelar el número de personas involucradas en este dispositivo, organizado por primera vez en Rusia, aunque si se sabe que quince ministerios y servicios trabajan para garantizar la seguridad. El gobierno se ha volcado en pesquisas y chequeos para que tanto los rusos como los asistentes al Mundial 2018 se sientan seguros en Rusia.

  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. ...
  5. siguiente >
  6. último >
Los programas
 
Lo sentimos, el tiempo de conexión disponible para esta operación se ha terminado.