Escuchar Descargar Podcast
  • 23H10 - 23H30 TU
    Resto del programa 11/12 23h10 GMT
  • 23H00 - 23H10 TU
    Informativo 11/12 23h00 GMT
  • 21H10 - 21H30 TU
    Resto del programa 11/12 21h10 GMT
  • 21H00 - 21H10 TU
    Informativo 11/12 21h00 GMT
  • 16H03 - 16H30 TU
    Resto del programa 11/12 16h03 GMT
  • 16H00 - 16H03 TU
    Informativo 11/12 16h00 GMT
  • 14h10 - 14h30 GMT
    Resto del programa 11/12 14h10 GMT
  • 14h00 - 14h10 GMT
    Informativo 11/12 14h00 GMT
  • 12H10 - 12H30 TU
    Resto del programa 11/12 12h10 GMT
  • 12H00 - 12H10 TU
    Informativo 11/12 12h00 GMT
  • 10H10 - 10H30 TU
    Resto del programa 11/12 10h10 GMT
  • 10H00 - 10H10 TU
    Informativo 11/12 10h00 GMT
Para disfrutar plenamente de los contenidos multimedia, necesita instalar el plugin Flash en su navegador. Para poder conectarse, debe activar las cookies en los parámetros de su navegador. Para una navegación óptima, el sitio de RFI es compatible con estos navegadores: Internet Explorer 8 y +, Firefox 10 y +, Safari 3 y +, Chrome 17 y + etc.
Europa

Detenido el sospechoso de atropellar a una patrulla militar

media Para huir de su arresto, el sospechoso chocó con varios vehículos en una autopista del norte de Francia REUTERS/Pascal Rossignol

Un automóvil arrolló a un grupo de militares en un suburbio del noroeste de París, hiriendo a seis, dos de ellos de gravedad pero sus vidas no corren peligro. El vehículo se dio a la fuga pero más tarde las fuerzas del orden hirieron de bala y arrestaron a un hombre sospechoso.

La policía francesa arrestó al presunto conductor del coche que embistió a primera hora de la mañana de ayer miércoles a un grupo de militares que participan en la operación antiterrorista de Francia, Centinela, en Levallois-Perret, un suburbio acomodado de París, y que se dio posteriormente a la fuga. El “acto deliberado”, como lo definió el ministro del Interior, Gérard Collomb, está siendo investigado por la sección antiterrorista de la Fiscalía de París, aunque oficialmente no se califique aún el ataque de "acto terrorista".

Seis soldados resultaron heridos en el ataque, tres de ellos de gravedad aunque sus vidas no corren peligro, según el Ministerio de Defensa. Los militares heridos permanecen hospitalizados en un centro de la capital francesa. 

El arrestado resultó herido de bala durante su detención en la autopista A16, en dirección hacia el norte de Francia. La operación fue "violenta" y el sospechoso ofreció gran resistencia.  Varios medios lo identificaron como Hammou B., un argelino de 37 años que estuvo fichado por encontrarse en Francia en situación irregular pero que no estaba en el radar de los servicios de inteligencia franceses.

Durante la tarde-noche varias pesquisas han tenido lugar en domicilios de personas de su entorno y en el suyo propio, en una localidad del oeste de París. 

 

Cronología del ataque

El hecho tuvo lugar pasadas las 8 de la mañana en el suburbio de Levallois-Perret delante de un cuartel militar situado en el centro la localidad, según indicó Patrick Balkany, el alcalde de esta ciudad limítrofe con París."Un vehículo (...) aceleró de golpe cuando los militares salían" del cuartel, declaró Balkany a la cadena de televisión BFM-TV.

El lugar del ataque en Levallois se encuentra frente a un parque en una zona de poco tráfico y el coche del presunto agresor se dirigió hacia los militares en dirección prohibida. "El coche avanzaba suavemente y, a un centenar de metros (de los militares) aceleró, así que sabemos que fue un acto deliberado, no accidental", explicó el ministro del Interior, Gérard Collomb, tras visitar a los dos militares heridos que aún permanecen bajo atención hospitalaria.

El ataque estaba dirigido contra militares de la operación antiterrorista Centinela, desplegada en Francia para proteger los lugares sensibles tras una ola de mortíferos atentados yihadistas. La operación, desplegada después del ataque del 7 de enero de 2015 contra el semanario satírico Charlie Hebdo, moviliza a 7.000 soldados en todo el territorio nacional, la mitad de ellos en el área metropolitana de París.

 

Las fuerzas de seguridad, en el punto de mira

Los policías y militares franceses llevan tiempo en el punto de mira. En los últimos dos años se han sucedido los episodios de acciones violentas atribuídas o reivindicadas por yihadistas contra las fuerzas de seguridad galas.

La semana pasada, el propio ministro de Interior,  Gérard Collomb, afirmaba que las autoridades habían desbaratado siete intentos  de atentado desde que comenzó el año.  Sin ir más lejos, el pasado sábado, un joven ingresado en un centro psiquiátrico y que gozaba de un permiso para poder salir, agredió a un guardia en la concurrida Torre Eiffel tras superar el pórtico de seguridad con un cuchillo.  El propio joven afirmó tras su detención que pretendía "cometer un atentado contra un militar".  Aún más grave fue lo que sucedió el pasado mes de mayo, apenas tres días antes de la segunda vuelta de las elecciones presidenciales, cuando un hombre mató a un policía e hirió a otros dos con arma de fuego en la famosa avenida de los Campos Elíseos.  Poco más de un mes después, el 19 de junio, a pocos metros del mismo escenario, otro hombre fichado por los servicios de seguridad como islamista radical embistió con un coche cargado de bombonas de gas y municiones a un furgón policial sin provocar daños mayores en esa ocasión.  Los soldados de la operación Centinela,  que cuenta con 7.000 efectivos desplegados en las calles de Francia tras los mortíferos ataques de enero de 2015 contra el semanario satírico Charlie Hebdo y un supermercado de comida judía, fueron blanco de diversos atentados con diversos escenarios como el aeropuerto parisino de Orly en abril de este mismo año o el Museo del Louvre en febrero cuando un grupo de agentes tuvo que reducir a disparos a un hombre que los atacó  al grito de "Alá es grande". Estos puntos emblemáticos, tanto por el turismo que atraen como por las conexiones de transporte,  son considerados como "sensibles" dentro del estado de emergencia en el que todavía vive instalado el país. 

El Gobierno del presidente Macron está impulsando una ley antiterrorista con la que pretende incorporar al derecho común algunas de sus disposiciones cuando este estado excepcional sea levantado de forma definitiva, el 1 de noviembre, tras dos años de vigencia prolongada. Este hecho ha provocado críticas de diversos sectores que consideran que normalizar estas disposiciones acarrea  un ataque contra las libertades públicas del ciudadano

Francia ha sido golpeada desde enero de 2015 por una ola de atentados yihadistas que ha dejado 239 muertos. En los últimos meses, los atacantes han apuntado sobre todo a las fuerzas de seguridad apostadas en lugares emblemáticos de la capital.

 
Lo sentimos, el tiempo de conexión disponible para esta operación se ha terminado.